​Nuestra Área Funcional de Académica promueve el trabajo en equipo con el fin potenciar las capacidades, dones y talentos de las personas que hacen parte de la comunidad educativa, haciendo especial énfasis en los estudiantes.

Estamos comprometidos con ofrecer una educación de calidad que enriquezca la vida de cada miembro de la comunidad educativa, con el propósito de generar bienestar social en comunidades vulneradas y responder de esta manera a los ideales educativos de la Compañía de Jesús de formar hombres y mujeres para los demás y con los demás.

Formamos estudiantes para un mundo global, capaces de interactuar en contextos interculturales, respetuosos de la diversidad y abiertos para asumir con generosidad y profundidad la formación espiritual propia del carisma ignaciano que conduce a la búsqueda del bien mayor.